PROCESOS DE RESTAURACION DE VIEJAS CINTAS MAGNÉTICAS ( I )

16
4204

Mario G Alberni 3

Uno de los aspectos más interesantes de mi trabajo, (no todo es Mástering Moderno puro y duro), es la digitalización de viejos archivos de audio.   A veces, es una cuestión documental, bibliotecaria; rescatar un viejo documento sonoro y digitalizarlo para la posteriodad. Otras veces, cae en tus manos el Máster de algún disco Mítico grabado décadas atrás, y de nuevo hay que digitalizarlo para las generaciones futuras.   También puede ser el cliente de turno, que trae una de sus viejas grabaciones cuando era niño, o alguna grabación de su bisabuela cantando, o contando alguna historia pintoresca…, una entrevista…., cualquier cosa.

En la mayoria de los casos, aparecen con el Máster o cinta de carrete abierto de ¼ de pulgada stereo (o mono), y no siempre hay suerte y está bien conservado.

Obviamente, si la cinta está en buen estado, cualquiera podrá enrrollarla (con las debidas precauciones) en un magnetofón, y proceder al transfer digital, con mayor o menor fortuna y/o pericia.Tape Mal

Pero ante la mínima sospecha de que la cinta esté en mal estado, si al abrir la cinta notamos “cosas raras”, es el momento de acudir a un profesional. Por varios motivos: si la fastidiamos, ya no hay vuelta atrás. Y si la cinta está contaminada por hongos, puede ser peligroso para tu salud y los que estén cerca en ese momento.

Para empezar, somos pocos en España, las personas habituadas a hacer este tipo de trabajos. Es más, lo pienso, y los cuento con los dedos de una mano: disponer de los reproductores adecuados, en buen estado, y acostumbrados a tratar con este tipo de material, y disponer de tecnología puntera (óptimos ADC) para digitalizarlos.

KadiforniaBásicamente, los principales problemas que pueden presentar las viejas cintas magnéticas son dos: degradación de la emulsión/compuesto, y hongos por humedad y mala conservación. Cada uno de ellos requiere su tratamiento.   Hoy me centraré en el más común, que es la contaminación por hongos, y en el próximo capítulo me centraré en la degradación de la emulsión, que requiere otras técnicas como el horneado de las cintas.

De hecho, esta semana cayó en mis manos un conocido album de un grupo español, grabado en el 86,  que su actual Compañía discogràfica me envió para digitalizar (Master analógico en cinta Magnètica Stereo de 1/4 de pulgada) . Al abrir la caja, me encontré con la desagradable sorpresa de que la cinta estaba en pésimo estado, con humedad y muy contaminada por hongos.  El olor la delataba, pero visualmente, era evidente.

Box

Lo primero que hay que hacer en estos casos, es tomar las debidas precaciones.    No podemos abrir alegremente la cinta, sacarla de la bolsa, mirarla, manosearla, y respirar cerca de ellas. Inhalaremos esporas, que son NOCIVAS, y peligrosas para nuestra salud.  Tampoco se trata de ser tremendista con esto, pero la ignorancia es muy atrevida, y he visto cosas que pondrían los pelos de punta.

Macarillas

AlcolGuantes de latex. Mascarilla «fukushima» (la de los médicos de toda la vida), ropa que te puedas quitar y lavar agresivamente despues de jugar con el rollo,  gorrito para el pelo, gafas protectoras, un aspirador potente con cepillo de cerdas suaves, una brocha pincel suave,  gran cantidad de trapo de fibras limpio, papel desecante/limpiador,  isopropanol (alcohol isopropílico), bastoncillos de algodón…, muchas cosas ¿no?

Por supuesto, todo deshechable, o descartable, como solemos decir en algún sitio.

Listo

Aspirando 1  Una vez nos hemos «disfrazado», en un lugar bien ventilado y con buena luz, procedemos a manosear el carrete con sumo cuidado.  Aspirador a mano , y comenzamos a cepillar suavemente ambas caras de la cinta, soltando esporas y hongos, despegándolas de la cinta y aspirando.  Después de algun tiempo, probablemente tengamos ambas superficies aparéntemente limpias.

Aspirando 2 Aspirando 3

Lo siguiente,  sin pasar la cinta por los cabezales y rodillos del magnetofón,  rebobinaremos el carrete con mucha precaución, a baja velocidad y tensión constante. El carrete empezará a soltar más hongos y restos de polvo magnético, que iremos aspirando con cuidado,  y limpiando superficies constantemente.

Cuando vemos que la cinta no está pegada, y rueda bien, deshechamos el viejo carrete, que reemplazaremos por uno nuevo. En mi caso, no disponía de ninguno, así es que tocó sumergir en balde de lejía, y limpiar a conciencia.

Al Studer

Rebobinamos la cinta las veces que sea necesario, para ver que rueda bien y sin problemas, y no suelta restos de emulsión.  Este es el trabajo más tedioso.  

Tedio

 

A la vez que se rebobina a un lado y otro , hay que hacer un sandwich a la cinta, en algún punto intermedio, con un paño de fibra humedecido por algun spray de silicona, o alcohol isopropílico practicamente seco, e ir cambiando, hasta notar que el paño deja de tener huella de la cinta. En las primeras pasadas manchará mucho (no demasiado, si así fuera, hay que tomar precauciones y considerar que la emulsión pueda estar en mal estado y despegarse, con lo que habría que hornear para fijarla )…en las siguientes pasadas dejará de manchar.

Sand 1Sand 2 Trapo

Si estamos preparados…., limpieza de cabezales y rodillos, enhebrado correcto de la cinta, y a digitalizar a 24 bits y 96 kHz, con el mejor ADC que dispongamos. (Suelo usar para estos menesteres un Prism Sound).

178161

Rebobinamos de nuevo del revés en su carrete original (limpio como una patena), esperamos que recupere la temperatura ambiente,

Limpia Limpia 2

 

Observad como han quedado las cintas tras su Restauración. Recordais cómo estaban al principio?

 

Buscamos una nueva bolsa de plástico, guardamos el carrete con un saquito de silicagel, y a una nueva caja.  El viejo cartón, si no es un documento (a veces lo es en sí mismo), lo desechamos y tiramos.

Carton

 

Abrir Abrir 2

Desmontamos el carrete metálico vacío que hemos usado, para limpiar su interior,  y eliminar los restos que hemos dejado en el proceso, y así no contaminar las cintas que usaremos posteriormente.  (Olvide mencionar que estas cintas con patógenos, hay que alejarlas de otro material similar, porque puede contaminarlo)

Limpiamos a conciencia el Magnetofón Studer con alcohol isopropílico, y lo dejamos impoluto para el siguiente uso.

Studer final

Tiramos el material descartable (gorro, guantes, mascarilla), y nos damos una buena ducha.

 

 

 

Cobramos lo que tengamos que cobrar, y a esperar el siguiente trabajo.

 

16 Comentarios

  1. Increíble Mario, magnifico tutorial yo no quiero ni pensar como estarán algunas de las cintas de aquella época, aunque les prepare un lugar mas o menos aislado térmicamente, pero tengo algunas que no se tocan hace 30 años, miedo me da tendrán acaros y hongos como centollos y champiñones jajaja.
    Un saludo

  2. Hoy me he puesto a limpiar unas cuantas. Hay unas cuantas que tienen pocas mititillas blancas, pero hay un par que están bastante chungas.
    Despues de ver tu entrada, decidí limpiar unas cuantas y la verdad es que las he dejado bastante bien.
    Las AGFA no creo que den problemas, pero tengo unas Ampex 456 que me dan miedo por lo del sticky shed. A esas les metere mano en estos dias.

    • Cómo vas Aqueronte??

      El artículo es de Mario, pero no creo que haya continuación del mismo.

      Hace poco subí una entrada en la cual echo de menos a mis amigos de Audiopeludo, entre ellos a Paco y Mario que fueron los que empezaron conmigo en esto.

      No creo que jamás se recupere el espiritu ni de Audiopeludo ni de los comienzos de Audioforo, han pasado ya muchas cosas en este tiempo.

      Seguiré subiendo contenidos que me parezca interesantes, hasta el día que me canse. Disfrutalas y sobre todo como comentaba una persona en esa entrada, hay vida después del audio.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.