De cerca – DAVE DERR – Empirical Labs

4
1440

Dave Derr es ni más ni menos que el creador de equipos como el Distressor o el Fatso, que probablemente serán clásicos en los años venideros y serán tan apreciados como Neve, Urei y demás.

Su compañía, Empirical Labs, está produciendo algunos de los equipos más usados en los estudios de todo el mundo.

 

Además Dave es un tipo humilde, simpático y muy amable. Ha sido un placer gestionar esta entrevista y conocerle.

Allá va nuestra charla…

 

  • Hola Dave, encantado de tenerte con nosotros. En primer lugar me gustaría que nos contaras algo de tí mismo.

Pues tuve la suerte de tener buenos padres y encima me aportaron una orientación hacia lo técnico. Mi padre era un manitas. Podía arreglar cualquier cosa, desde un coche, arreglar cosas de electricidad o construir incluso un barco.

Mis dos hermanos mayores se convirtieron en ingenieros, y entre ellos y mi padre siempre tuve un gran gusto por la ciencia, y la construcción de proyectos interesantes. También tuvimos mucho amor por la música en nuestra casa y empecé a tocar la guitarra y el piano a una edad temprana. Desde entonces he sido muy afortunado de que mi trabajo combina este amor por la ciencia y este amor por la música.

 

  • ¿Cómo te iniciaste en la industria del audio profesional?

En la universidad me especialicé en la música. Después  me convertí en un músico profesional a tiempo completo por unos 14 años, trabajando en una banda haciendo giras. Teníamos nuestra base en la costa este de los Estados Unidos. Como la mayoría de los músicos, por lo general, aprendes cómo arreglar las cosas por necesidad, y muchas veces me tocó hacer algo de soldadura y reparación. Pero también me hice daño  tratando de arreglar cosas más complicadas con las que no debería haber jugado. Recuerdo haber hecho reventar una  mesa de mezclas Yamaha tratando de arreglar un «crujido» intermitente que tenía. La banda se enfadó conmigo, ya que era poco antes de un concierto.

Cuando la banda se separó años más tarde tuve un poco de tiempo para jugar con la electrónica después de conseguir un antiguo osciloscopio de una universidad local.
Conseguí mi primer trabajo basado en la electrónica después de conocer un ingeniero en un local de Radio Shack, tras ser invitado para una entrevista de trabajo en una empresa Bio-Medical que había a las afueras de Filadelfia. Ser un técnico electrónico no fue una experiencia maravillosa, pero los otros empleados fueron muy serviciales y pacientes conmigo. El ingeniero jefe (Jim Bryan) era un fan de la música y el audio ya veces me ayudó con mis proyectos después del trabajo.
Luego me enteré de una vacante de ingeniero en Eventide, en el norte de Nueva Jersey. Eventide era conocido como una marca innovadora y sus productos estaban hechos con tecnología punta . Como yo había estado estudiando y construyendo un montón de pequeños circuitos por diversión y tenía algo de experiencia musical  envié una solicitud y me invitaron a una entrevista. Después de un examen y una charla, Richard Factor, el propietario, me contrató. Fue muy emocionante… y me produjo un gran nerviosismo. Me colocaron junto a algunos ingenieros muy  bien formados y experimentados que fueron de nuevo muy pacientes y amables conmigo. Ken Bogdanowich y Bob Belcher fueron especialmente generosos con su tiempo y conocimientos, con lo que conseguí una formación y experiencia que no habría conseguido en ningún otro lugar. Ken y Bob tienen ahora su propia empresa de plugins de renombre mundial, SoundToys.

Salí de Eventide con gran experiencia en el diseño de audio, mucha experiencia profesional de ingeniería en la creación de productos de éxito, algún conocimiento sobre el mundo de los negocios y un amor tremendo por el  procesamiento de señales digitales. Sin Richard y la pandilla en Eventide, Empirical Labs probablemente no existiría.

 

  •  ¿Es un reto para cualquier profesional crear algo completamente nuevo, algo revolucionario?

Oh, sí. Y, honestamente, la mayoría de la gente no viene con cosas totalmente nuevas sino que tienden a adaptar y mejorar las ideas ya existentes para sus nuevos productos.

En el mundo del hardware para audio creo que uno de los productos verdaderamente originales en los últimos 20 años fue el Transient Designer de SPL, diseñado por Rubén Tilgner que ahora tiene su propia compañía, Elysia. Todavía me da rabia  no haber tenido una idea nueva y realmente brillante. También está el  BSS902, que es un ecualizador dinámico, también un producto muy original.

Para nosotros, el FATSO fue probablemente el diseño más original, ya que recrea los efectos de cintas analógicas para «colorear» el sonido. Sin embargo es una pesadilla de construir. Pero todos nuestros productos aportan características inusuales para el cliente.
El dominio digital abre nuevas vías para todo tipo de nuevos productos, con cosas que realmente son complejas de construir en el entorno analógico, como delays, reverbs,  pitch shifters, etc. Antes todos estos efectos requerían de mucho espacio y circuitería, pero actualmente se pueden recrear a la perfección con software, y cualquier aficionado al audio puede tener montones de herramientas en su ordenador.

 

  •  ¿Te costó mucho introducir tus productos en el mercado?

Oh sí, y mucho. En el momento que diseñamos nuestro primer y más exitoso producto, el Distressor, muchos de los compresores clásicos más antiguos habían dejado de fabricarse. El Distressor busca conseguir todas las cualidades buenas de los compresores clásicos, ofrecer más versatilidad y fiabilidad, y algunos nuevos sonidos propios.

Sin embargo, incluso estando los productos antiguos fuera de circulación, la gente era muy reticente a gastar mucho dinero en un nuevo producto de una pequeña y desconocida empresa. Los ingenieros de grabación también son personas muy ocupadas y están bajo presión durante las sesiones, así que es complicado que acepten probar un producto nuevo durante sus horas de trabajo.
Tuve la suerte de tener unos amigos ingenieros aventureros que probaron el Distressor, como George Massenburg y Michael Brauer. Muchos otros vieron después los Distressor en sus racks y empezaron a interesarse . Entonces un ex-empleado de Eventide y amigo, Gil Griffith, se ofreció a ayudar a comercializar el Distressor. Fue muy positivo, porque los dos somos amantes de la música y la tecnología. Él hizo que pasáramos de vender uno o dos a docenas cada mes.

 

  •  ¿Cuales son tus prioridades a la hora de diseñar y construir los equipos?

Nuestras prioridades cambian de un producto a otro, pero a menudo utilizamos circuitería analógica súper lineal, «sin color», que proporcionan el procesamiento. Después el procesamiento suele estar enfocado precisamente a colorear el sonido. En general, todos nuestros productos tienen un gran ancho de banda, a menudo más de 100 KHz, al tiempo que ofrecen algunas opciones para colorear el sonido intencionalmente para compensar la esterilidad de los soportes de grabación digitales.

 

  • ¿Lo más importante es el sonido o hay que cuidar las especificaciones técnicas?

Normalmente el sonido es lo primero, claro. Usamos equipo muy caro para testear nuestros equipos y publicamos todos los datos con gran detalle, pero al final lo que cuenta es que el aparato sea divertido de usar en el estudio o en directo y aporte un gran sonido.

 

  • ¿Cuando estás diseñando un producto intentas que te agrade a tí como músico que eres, o te centras en hacer lo que crees que el público necesita o espera?

Imagino que un poco de ambas cosas, ya que soy al mismo tiempo músico y técnico.

Una vez tenemos un producto acabado lo enviamos a algunos «beta testers» para conocer su opinión, que luego tenemos en cuenta para mejorarlo. También hemos de tener en cuenta lo que está haciendo la competencia y lo que los clientes buscan en ese momento. Internet ayuda bastante a conocer los gustos de la gente. Ha habido veces en las que después de trabajar montones de horas en un producto hemos decidido no sacarlo a la venta porque pensábamos que no era lo suficientemente bueno. El Fatso, por ejemplo, casi acaba en la basura, debido a que era un producto un tanto extraño y es caro de fabricar. Al menos uno siempre aprende del proceso, pero es muy triste echar tantas horas a un diseño y al final no sacarlo al mercado.

 

  • ¿Qué aportan a un estudio los equipos de Empirical Labs?

Siempre buscamos que nuestros equipos sean fiables, duraderos y fáciles de usar. Están diseñados para colorear el sonido digital. También buscamos que tengan muchas opciones y funciones. Por ejemplo, nuestro Mike-E es el típico previo de micro, pero al mismo tiempo incorpora una función llamada «CompSat», que recorta las crestas y crea un efecto como de compresión muy agradable.  Pensamos que si en el momento del tracking puedes añadir un poco de calor a la señal posteriormente lograrás mejores resultados y con mayor facilidad. Nuestro Mike-E y el Lil FrEq concretamente ayudan mucho a lograr esto y forman un gran tándem, y de hecho los estamos vendiendo juntos en forma de pack. Lo llamamos Trak Pack.

 

  • Con tanto equipo de tantas marcas en el mercado… ¿ofrecen los productos de Empirical Labs respecto a la competencia?

Pues que nuestros productos son fáciles de usar, tienen un gran sonido, están tremendamente probados y testeados, y además ofrecemos soporte de confianza. Parte de lo que pagas por nuestros productos es por el soporte posterior que ofrecemos. Nos gusta tratar a nuestros clientes igual que nos gusta que nos traten a nosotros. Tenemos a una persona a cualquier hora del día para atender por teléfono a nuestros clientes, aunque nos esforzamos para que nuestros equipos sean tan fáciles de usar que apenas generen dudas o confusión.

También colaboramos para quienes desean modificar o mejorar nuestros equipos, de forma que no queden obsoletos o se puedan añadir funciones posteriormente. Esto nos supone muchas horas de trabajo. Esperemos que con el tiempo aparezcan más personas dispuestas a modificar nuestros equipos, como ahora hace Greg Scott con su UBK Fatso. Tenemos una sección en nuestra web para que los usuarios describan sus settings o modificaciones. Muchas de ellas apenas han sido probadas, así que tenemos trabajo para documentar todos estos mods para los próximos 10 años.

 

  • Mucha gente piensa que el Distressor será el día de mañana considerado un clásico a la altura de Neve, Pultec y demás. ¿te hace sentir orgulloso?

Pues me sorprende y al mismo tiempo me enorgullece. Es un honor que se nos pueda considerar a la altura de los grandes, pero sinceramente creo que no es así. No obstante pienso que nuestros mejores productos aun están por venir.

  • Debe haber ahora mismo un millón de clones de Neve y Api en el mercado. Los equipos tipo vintage están de moda, y da la sensación de que la electrónica dejó de evolucionar en 1980, o que lo que ha venido desde entonces no está a la altura de lo anterior. Se hace hasta extraño cuando vemos una compañía creando nuevos productos con tecnología moderna.

En cierto modo tiene sentido. Creo que es por la extrema precisión de lo digital. El equipo antiguo no eran tan preciso y limpio, sino que añadía cierta cantidad de distorsión intermodular y saturación, lo que ayudaba a que las cosas sonaran más juntas, que encajaran unos instrumentos con otros. Había muchos transformadores en la ruta de la señal, recortando picos y alterando la respuesta en frecuencia. Era muy agradable al oído.

A veces pienso que el sonido digital vs el sonido analógico es como comparar la iluminación hecha por tubos fluorescentes y la iluminación de las velas. La iluminación con fluorescentes permite ver las cosas de forma clara, con detalle, todas las imperfecciones quedan visibles… igual que el sonido digital. La iluminación con velas es más ténue, está llena de sombras, no deja ver con detalle o leer. Pero la música es un arte sensual que busca tocarnos la fibra, los sentimientos… ¿qué prefiere le gente, hacer el amor bajo la luz de un tubo fluorescente o a la luz de las velas?

Otra buena razón de que se construyan tantos clones es que los Api, Neve, Pultec, etc, han resistido el paso del tiempo demostrando que son grandes diseños con un gran sonido. Y además algunos de esos equipos ya no se fabrican ni se pueden comprar con su diseño y piezas originales.

La gente escucha discos famosos y lee sobre ingenieros reconocidos y busca sonar así, por lo que intenta encontrar el equipo con el que originalmente se hicieron aquellos discos. Los clones en muchos casos también tienen un precio muy razonable.

 

  •  La electrónica moderna permitiría a los diseñadores crear productos innovadores, sorprendentes y muy potentes. Sin embargo la inmensa mayoría de compañías siguen optando por sacar una y otra vez productos basados en diseños de hace 40 años. Me parece una pena, la verdad…

Tenemos las herramientas y componentes para desarrollar nuevos procesadores analógicos tremendamente útiles, y creo que hay algunos nuevos diseños por ahí que puede soportar la prueba del tiempo.

Pero piensa en esto: Imagínate si hubiéramos pasado de la época de las grabadoras analógicas a la tecnología digital en un instante, de un día para otro. Las grabadoras analógicas no habrían evolucionado y mejorado durante 40 años o más. No habríamos sabido lo grandes y cálidas que podían llegar a sonar las grabaciones analógicas y no las tendríamos como una referencia. Las grabadoras de cinta no sonaban tan bien al principio, pero con el paso de las décadas las personas que trabajaban en el mundo del sonido hicieron que cada vez fueran máquinas más musicales. Lo mismo está sucediendo con la fotografía digital yen el audio con los plugins. El problema es que tenemos tantas herramientas que estamos deshumanizando las producciones musicales, abusando de procesamientos.
Es el procesamiento en tiempo real, el mundo analógico, lo que ha proporcionado la mayor parte de los modelos a seguir para los ingenieros de DSP, y eso es lo que tratan de emular con los plugins. Pero ha cambiado realmente todo con las ventajas del mundo digital, que se utilizan para hacer cosas que nunca podríamos hacer en analógico.

 

 

 

  •  ¿Piensas que a los aficionados al audio les interesan realmente los productos innovadores?

Yo creo que a la mayoría sí, pero los profesionales están todo el día trabajando y recurren a lo que ya conocen porque les funciona. Como tienen material que conocen y les permite conseguir lo que buscan pues muchas veces no tienen la necesidad de probar nuevas cosas.

Además, el hecho de que sea innovador no dice nada realmente de un producto. Debe ser fácil de usar, cómodo y divertido, sonar bien…

 

  • Si echas un vistazo a los foros de internet leerás a un montón de aficionados hablando sobre transformadores, válvulas, diseño discreto y cosas así, a pesar de que casi ninguno de ellos tienen ni idea de electrónica. Parece que si un aparato lleva transformadores o válvulas ya solo por eso va a ser bueno y sonar bien. 

Hahaha. Como dices, es una locura que mucha gente asuma que un cacharro va a sonar bien por ser de clase A o llevar trafos o válvulas. Y también sucede lo contrario, que si no lleva todo eso muchos piensan que va a sonar peor que si lo llevara. La gente está siempre buscando cacharros mágicos que les vayan a hacer sonar como los discos que aman, pero el equipo es solo una pequeña parte de ese sonido.

Cuando apareció en el mercado SSL la gente descubrió que sus equipos estaban llenos de chips, así que empezaron a quejarse de que no sonaba cálido ni gordo. Pues muchos de mis discos favoritos han sido mezclados en consolas SSL.

Pioneros como Bob Clearmountain, Hugh Padgham, Andy Wallace o Chris Lord Alge fueron los que hicieron ver a la gente que SSL tenía una calidad tremenda. Ellos conseguían con esas consolas un sonido enorme.

Más recientemente he leído a chicos que dicen que no quieren usar equipo con tecnología SMD, a pesar de que esos equipos llevan los mismos chips o piezas grandes que se usan con los productos hechos con montaje «through hole». E incluso se ha demostrado que los montajes SMD suelen ser más eficaces. Pero parece que hay gente que relaciona piezas pequeñas con sonido pequeño. De hecho estamos ahora mismo tratando de no usar este tipo de tecnología en nuestros productos para evitar este tipo de percepción en la gente, a pesar de que es pensamos que es técnicamente mejor.

 

  •  ¿debería importarnos lo que un aparato lleve dentro o simplemente deberíamos evaluarlo por su sonido?

Yo pienso que lo que importa es el sonido y el interfaz, pero también es cierto que si lleva buenos componentes, especialmente los electromecánicos, tendrá mayor durabilidad y fiabilidad.

 

  • ¿En qué estás trabajando ahora?

Plugins!! Aun no estoy muy metido en ello pero va a ser divertido. Estamos siempre trabajando en nuevos prototipos y claro que sacaremos nuevos equipos hardware, pero nuestra prioridad ahora mismo son los plugins.

Nuestro único plugin actualmente es el FATSO para la UAD. Si no lo habéis probado deberíais hacerlo. Suena completamente analógico, y además en el formato digital hemos podido implementar funciones extra que fue imposible añadir en el formato analógico.

 

Muchas gracias por todo Dave. Ha sido un enorme placer conocerte y descubrir lo amable que eres.

El placer ha sido mío. Gracias a tí por unas preguntas tan interesantes. Espero haberos dado algunas respuestas esclarecedoras. Ha sido un honor.


 

4 Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.